Para que rendida duerma

¡Oh! Cansancio arrópame con tu manto
para que rendida duerma
y olvide que soy amor
desparramado en la niebla.
¡Oh! Sueño, bórrame por unas horas
de esta triste pesadilla
y ponme donde tu moras
y olvide que soy ceniza
cuando yo quiero ser tierra.
¡Oh! Luna, oscurécete un momento
para que yo me adormezca
que cuando duermo revivo
y cuando vivo estoy muerta.
¡Oh! Dolor, porqué te cebas en mí
que a todas horas me acechas
sal ya, de mi corazón
deja que duerma tranquila,
deja que tranquila duerma.
¡Oh! Cielo; ¿Por qué la noche es tan clara?
¡Como brillan las estrellas!
¿por qué me siento tan triste,
en una noche tan bella?…
No entiendo lo que pasa,
ni entiendo que no lo entiendan.
¡Oh! Cansancio, sueño, luna,
dolor y cielo venid
confabulaos conmigo
que solo quiero dormir.

Autor: '.$category->category_description.''?>




Comparte!!
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • Twitter
  • email

Comentarios

No hay comentarios.

Enlaces

No hay gente que ha enlazado esta poesia.

Añadir un Comentario

Requerido

Requerido

Opcional

*Todo el contenido de esta web, se encuentra registrado en la sociedad genreal de autores (SGAE).